Leal y traicionera

  • Beatriz Sarlo
Palabras clave: Literatura, Representación, Experiencia, Yo

Resumen

Sylvia Molloy no es una optimista. Tampoco es una escéptica. Como crítica literaria, confía en que los textos se abran a la lectura y que esa lectura pueda escribirse. Como autora de ficciones, ha demostrado que la indeterminación semántica es el obstáculo y, al mismo tiempo, el camino a seguir. La escritura de sus novelas, aparentemente lisa, evita los grandes gestos retóricos, pero es compleja en los desplazamientos del punto de vista y las perspectivas ideológicas sobre la transgresión y la norma. En muchos sentidos, anticipa lo que algunas minorías volvieron socialmente aceptable, después de varias décadas de rudos enfrentamientos con la Religión, el Poder y la Ley...

     Las micro sociedades representadas por Molloy son compactas. Al principio, yo me preguntaba cómo podía interesarme una sociedad ficcional tan compacta. Los círculos que unen a los personajes hasta no dejar a nadie afuera del intercambio sexual y simbólico, esa compacidad de relaciones se va volviendo, a medida que se la descubre, la forma estética de una predestinación. Sus personajes son activos y melancólicos al mismo tiempo. Esa mezcla de dos rasgos excluyentes sostiene su atracción y su misterio. Representa seres inadecuados, incapaces de conseguir lo que buscan y, en el límite de la mesura, patéticos que, sin embargo, no se rinden. Pertenecen a un sistema sexual e intelectual en transición: la época más dura que hoy ya puede ser evocada como pasado.

Resumen visto = 70 veces
PDF - Artículo descargado = 103 veces
HTML - Artículo descargado = 19 veces

Descargas

La descarga de datos todavía no está disponible.
Publicado
2021-05-19