La flexibilidad del transporte terrestre de carga en épocas de pandemia

Cómo citar

Gigante, L. (2020). La flexibilidad del transporte terrestre de carga en épocas de pandemia. INNOVA UNTREF, (5). Recuperado a partir de http://revistas.untref.edu.ar/index.php/innova/article/view/609

El transporte de carga por modo carretero es una actividad esencial que tiene como fin abastecer de insumos imprescindibles a la población. Por eso, es fundamental que el sector pueda seguir trabajando con condiciones sanitarias óptimas, adaptados a la situación particular que genera la pandemia del virus SARS-CoV-2, es por eso, que la versatilidad del sistema logístico una vez más, como pasa cuando hay situaciones meteorológicas adversas, desastres naturales y no naturales (Chernobil, Siria, etc.), debe mostrar su flexibilidad.

¿Cuáles son los principales problemas al momento de iniciar el transporte terrestre por modo carretero en este caso particular de pandemia, donde se encuentran restringidas las conexiones interprovinciales e internacionales?

  • Articulación entre el Estado Nacional, Provincial y el sector privado.
  • Estandarización de los protocolos, nacionales e internacionales.
  • Protección del personal afectado a todo el sistema logístico y de transporte.

Todo esto se vio materializado por medidas descoordinadas entre municipios y provincias. En primer lugar, el cierre de los accesos viales a municipios; cierre de estaciones de servicios (sanitarios); métodos de fajas en las puertas de camiones para encerrar a los choferes, bajo amenaza de multas y prisión; y peleas como la que se dio entre Mendoza y San Luis por no dejar entrar camiones a sus territorios, que generó una fila de 30 kilómetros de camiones en la ruta.

Es por eso que a nivel nacional, el Ministerio de Transporte presentó el “Plan de Emergencia COVID-19”, que se trata de un protocolo para el transporte automotor de cargas generales y peligrosas en las rutas nacionales, que garantiza pautas de higiene y prevención que contribuyen a minimizar la propagación del virus. La herramienta fue presentada en Casa Rosada por los ministros de Transporte, de Salud, la ministra de Seguridad, el titular de Agricultura, Ganadería y Pesca, el secretario de Interior de la Nación, y la titular de la Dirección Nacional de Migraciones, (ambos en representación del Ministerio del Interior) y por representantes de FADEEAC y otras entidades privadas del transporte de Cargas.

La Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (FADEEAC) es uno de los eslabones centrales, a través de los transportistas que representa, para que se lleve a cabo el “Plan de emergencia COVID -19″, lanzado por el Gobierno nacional.

En la República Argentina, la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT) será la autoridad competente para ejercer el control sobre el cumplimiento de las medidas y el Ministerio de Seguridad instrumentará acciones para el control en los pasos de frontera y la coordinación con las fuerzas de seguridad de cada una de las provincias, de esta manera se podrá articular el transporte logístico privado con las directivas nacionales y provinciales para no suspender el flujo logístico.  El protocolo establece acciones para prevenir el contagio del virus, aplicables a las diferentes etapas del viaje (carga, viaje, paradores, y descarga) y a las condiciones sanitarias que debe tener el camión se encuentra en línea con las normas sanitarias del Ministerio de Salud y las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), y debe ser cumplido en todas las rutas nacionales del país.  No olvidemos que tenemos corredores seguros en el país y corredores seguros Internacionales para toda la mercadería que transita por el territorio nacional.

Podemos decir que no importa cuál sea la situación particular que estemos pasando, la logística no se puede detener, debe mostrar su capacidad de adaptación lo antes posible y continuar con su constante apoyo a todas las actividades que se están realizando y el transporte terrestre por modo carretero es el más flexible y el primero en empezar y/o terminar la mayoría de los movimientos de mercadería en nuestro país.